domingo, 21 de septiembre de 2008

La historia de Juanita

Mi mejor amiga se acaba de graduar y mientras cursaba su último semestre estaba trabajando como auxiliar contable para una empresa familiar que tiene diversificados sus negocios entre hotelería, construcción y algunas otras actividades lucrativas, fue ella quien me contó esta historia.

El que era jefe de mi amiga es un abogado joven que conduce un Mustang 2008 convertible y que según mi amiga es un tipo paranoico que siempre esta sospechando que sus empleados lo quieren "joder" hasta con el detergente para lavar la ropa, un ejemplo perfecto de como el karma vulve siempre, en todas las relaciones humanas se tiende a pensar que los demás procederán como uno procede ante situaciones semejantes, funciona igual para las parejas celosas, para las personas egoístas, dadivosas, confiadas, etc.

Aquí es cuando aparece Juanita, una joven mucama que trabaja en el hotel del exitoso empresario. El abogado no quiere que Juanita labore más en su hotel y está buscando un motivo para despedirla, sin embargo, como sabe de leyes no se quiere arriesgar a que Juanita lo demande por despido injustificado. El abogado esta disgustado por la naturaleza respondona de la muchacha, mujer que no permite malos tratos y con escasos modales para manifestar sus inconformidades.

Un día por la mañana mi amiga dejo pasar a Juanita a la oficina del abogado para sacar la basura, la muchacha no tardó más de un minuto en vaciar el contenedor en uno más grande y salir de la oficina pero justo cuando la muchacha iba saliendo de la oficina del abogado éste apareció bajo el alféizar, no dijo nada.

Un día antes un cliente les había dejado 5000 mil pesos y el abogado los había guardado en el cajón que estaba justo encima del basurero, el abogado entró a su oficina sacó el dinero y salió junto con su contador en dirección al banco.

Horas más tarde mi amiga estaba redactando la renuncia de Juanita y es que según el abogado le habían faltado 500 de los 5000 pesos que había dejado allí el día anterior. El abogado regresó a la oficina y se encerró con Juanita, mi amiga podía escuchar todo, Juanita lloraba y decía que ella no le había robado nada mientras el abogado insistía en su culpa y argumentaba que era mejor que aceptará renunciar sino quería ser denunciada por robo. En esos momentos regresó el contador del abogado y le comentó a mi amiga que sólo eran 200 pesos los faltantes...mi amiga sabía bien que el abogado solía usar el dinero que tenía para ir a comer o poner gasolina, por lo que no le extrañaba que este dinero faltara, o bien era una artimaña del abogado para deshacerse de Juanita de una vez por todas.

Al final Juanita fue despedida, estaba embarazada y sin su trabajo no tendría derecho a que el IMSS atendiera su parto y el hospital más barato cobra alrededor de 2500 pesos, lo que es una fortuna para la precaria situación de Juanita. Se decía que el abogado estaba tan firme en su decisión de deshacerse de Juanita que la sola idea de pagarle tres meses de incapacidad le parecía inconcebible. Juanita lo demando, no sé en que terminó pero seguramente el pez más grande se comió al chico, el abogado debe seguir paseando en su Mustang, mi amiga ya no trabaja más ahí y para Juanita según estos datos, el panorama es sombrío.

En enero pasado la tasa de desempleo en el país se ubicó en 4.06% de la Población Económicamente Activa (PEA), lo que implica que alrededor de 1 millón 786 mil 628 personas estuvieron desocupadas. Esto representó un aumento de casi 300 mil personas, respecto a diciembre.

Fuente: El Universal

Y así seguiremos con políticos que se embarran la bandera del pueblo y reciben 500,000 pesos mensuales (más sus tranzas), con jovenes sin trabajo, con una inseguridad creciente y como buenos mexicanos preferimos esperar que las cosas se arreglen mágicamente. Ojalá esta reacción que se ha visto en los últimos meses por parte de la sociedad no se detenga y empecemos a exigir más y más.

Mientras tanto este es únicamente, como diría Ademyr, "Another post in the blog".  Un intento más de despertar conciencias.

2 comentarios:

· Ademyr · dijo...

venga que buen post y al final me citas...ajaja genial...

que putada de ese tipo we...

pero como bien decias al principio... el KARMA... el KARMA... hermano !!

Rulas dijo...

Pues lo de citarte fue para comprobar que "No estaba muerto andaba de parranda!"

Saludos hermano